Fiet Gratia

RECURSOS RESIDENCIALES DURANTE EL COVID-19.

EL ACOMPAÑAMIENTO PSICOLÓGICO A LAS VÍCTIMAS DE TRATA EN LOS RECURSOS RESIDENCIALES DURANTE EL COVID-19

Vivimos tiempos duros, en los que nuestra rutina se está viendo afectada. El contacto con nuestros seres queridos es mínimo y nuestro valor como sociedad se está viendo examinado. 

A lo largo de nuestra vida y a medida que vamos creciendo como personas, nos hemos encontrado con situaciones que nos han puesto al límite de nuestras capacidades e incluso de nuestras fuerzas. Pero de una forma u otra, encontrábamos una mano amiga que nos brindaba ayuda, consuelo y un hogar en el que refugiarnos. Ahora, miramos a quien tenemos al lado y vemos reflejado en sus ojos, ese mismo desconcierto y temor que nos embarga en esta realidad que hoy nos rodea a todos. Por momentos nos sentimos vulnerables e impotentes, sin llegar a entender cómo hemos llegado a esto.  

Imaginemos por un momento sentirnos así día tras día. Aislados, sin medios, sin posibilidad de salir de esa situación y que no se deba a un virus, que no entiende de género; sino que sea el resultado de la manipulación, el engaño y la avaricia de personas que deciden que, por ser mujer, tienen derecho a despojarte de tu dignidad.  

Recursos residenciales covid-19

Afortunadamente algunas de estas mujeres deciden huir y enfrentarse. A veces, no saben siquiera a dónde ir, pero se encuentran con personas con la voluntad y las ganas de ayudarlas. Personas con ganas de devolverles esa dignidad y libertad con las que un día nacieron. 

En nuestra entidad brindamos una atención integral a estas mujeres, para que puedan evolucionar en diferentes áreas. Áreas, como son, entre otras, la académica, la psico-social y la jurídica. Por desgracia, en estos momentos, el proceso se ha visto interrumpido y la culpa la tiene un agente invisible llamado COVID-19.  Somos testigos de como todas estas áreas se han visto afectadas y paralizadas, de la misma manera que la labor que realizamos se ha visto limitada dentro de nuestras respectivas áreas de trabajo. Pero ello, lejos de desanimarnos, nos motiva más que nunca a dar apoyo y esperanza a todo aquel que quiera escucharnos y, en especial, a nuestras mujeres.  

Por eso, desde nuestros recursos residenciales durante el covid-19 no podemos perder la esperanza, pero tampoco olvidarnos de la realidad social actual. A todos aquellos que estéis en una situación similar os invitamos a ser abiertos y naturales, teniendo el valor para mostrar nuestra preocupación, pero también la convicción de que todo pasará y que juntos saldremos adelante.  

Desde nuestro punto de vista, es fundamental buscar un equilibrio, para ello es necesario: 

  • Informar de la situación a las mujeres que se encuentran conviviendo con nosotros y nosotras, pero a su vez, evitar que ese sea el centro de su día a día. Esto lo conseguimos fomentando las actividades en grupo: juegos de mesa, al menos una hora de ejercicio físico diario, etc.  
  • No hay que olvidar que también es necesario el espacio personal, respetando los momentos de soledad que también son necesarios.    
  • La comunicación y la expresión emocional, así mismo, son una pieza fundamental. Las animamos a expresarse mediante nuestra propia expresión. Trabajando la empatía y la resiliencia, a través de nuestro departamento psicológico, señalando aquello que nos hace fuerte y nos sostiene en momentos difíciles. 
  • Promoviendo la solidaridad. Es importante hacerlas sentirse partícipes de todo lo que está ocurriendo y que ellas también pueden ayudar en la medida de sus posibilidades. 

Para finalizar, desde el corazón de todas y cada una de estas valientes y maravillosas mujeres y de la gran familia que formamos la ONGD Fiet Gratia, os queremos mandar un mensaje de esperanza a todos y todas. Desde nuestra experiencia sabemos que remar juntos es mejor y nos hace el camino más llevadero. Esto, nos da fuerza para seguir luchando por lo que queremos. De esta salimos juntos

Elena Martín, psicóloga en ONGD Fiet Gratia